No dejarán solo a Tabasco


Nadie en Tabasco, quiere que el actual Gobierno Nuñista, herede una serie de problemas financieros al nuevo gobierno entrante

*.-El gobernador electo será gobernador a partir del primero de enero y a ese día tendrá funcionarios, mujeres y hombres, responsables y comprometidos con todos, mientras tanto, la obligación constitucional, legal y la responsabilidad política, administrativa y penal, corresponde a quienes están en el cargo, ellos son los que tienen que hacerse cargo

La salutación hacia el gobernador Arturo Núñez Jiménez, por parte del Presidente de este país Andrés Manuel López Obrador, en el marco de la reciente reunión de la Conago, dio señales importantes que nos permiten vislumbrar que, "hacia el final de este túnel de la conclusión del actual sexenio", la Federación no dejará solo a Tabasco en cuestiones de sus problemas financieros actuales; en virtud, sin duda alguna, que no les está permitido que el gobierno local entrante, inicie con dificultades o poco margen de maniobra para comenzar a trabajar. 
 
Nadie en Tabasco, quiere que el actual Gobierno Nuñista, herede una serie de problemas financieros al nuevo gobierno entrante, a unos 25 días de la toma de posesión. De igual forma, nadie quiere en Tabasco, que la administración de Adán Augusto López Hernández, comience en condiciones de inestabilidad y de escenarios problemáticos, su labor como nuevo responsable y guía de los destinos del estado natal del actual Presidente de México.
 
Analistas y lectores acuciosos de la política local que fueron consultados por este escribidor, coincidieron que es muy probable que para fines de la semana actual o a inicios de la entrante, en consonancia con la primera visita oficial a Tabasco del Presidente López Obrador, los problemas financieros de la actual administración hayan sido ya superados y/o, que los trabajadores, proveedores, medios de comunicación y , en general, todos aquellos a quienes se les debe por salarios, prestaciones, bonos, bienes y servicios prestados al Gobierno, tengan “más claro el escenario”, de sus respectivos pagos.
 
Un dato más que es bueno traer a colación, a propósito de los difíciles momentos de la culminación del periodo Nuñista y de las recientes declaraciones del coordinador de los trabajos de transición del gobierno “Adancista”, Marcos Rosendo Medina Filigrana, es que la crisis del sector salud (uff, para no variar), tronó en los últimos días del sexenio de Andrés Granier Melo. Aún sin ser gobernador en funciones, o sea, siendo Arturo Núñez, Gobernador electo, intervino haciendo gestiones ante el Presidente Enrique Peña y la titular federal del ramo Mercedes Juan, logrando una línea de recursos para salir delante de los problemas.
 
Medina Filigrana, realizó declaraciones a los medios de comunicación local, en el sentido de que el gobierno electo no puede intervenir ante problemas financieros de Tabasco; no puede intervenir para atender a los sectores que exigen pagos de quincenas y prestaciones, porque sé estaría violando la ley, dejando en claro que Adán López entrará en funciones a partir del primero de enero, mientras tanto, quien debe atender todas estas problemáticas financieras, que han derivado en manifestaciones, es la actual administración.
 
Y añadió: "El gobernador electo será gobernador a partir del primero de enero y a ese día tendrá funcionarios, mujeres y hombres, responsables y comprometidos con todos, mientras tanto, la obligación constitucional, legal y la responsabilidad política, administrativa y penal, corresponde a quienes están en el cargo, ellos son los que tienen que hacerse cargo".
 
Fue más al fondo cuando se le inquirió respecto a las denuncias o acciones que debería emprender la administración entrante en contra del actual gobierno, ante las múltiples protestas de diversos sectores, que exigen sus pagos; "Les pido que esperemos a que el discurso de toma de protesta del gobernador Adán Augusto, él dará ahí las pautas de lo que va a ser su gobierno", subrayó.
 
A este respecto, la historia gubernamental de las últimas administraciones en Tabasco es clara: los adeudos con proveedores y prestadores de servicios, no son del gobernador Arturo Núñez, sino del gobierno del estado de Tabasco; de modo que todo lo que esté debidamente sustentado, el gobierno entrante, tendrá que responder, porque el dinero para bienes y servicios, así como salarios, bonos y prestaciones, está debidamente programado desde principio de año y, por lo tanto, se tiene que pagar.
 
En el momento de la transición o en su último tramo, el gobierno saliente deberá entregarle al gobierno entrante un registro de adeudos, debidamente documentado, en virtud de que todos estos adeudos, para adquirirlos, debieron contar con su respaldo financiero y programático; correspondiendo, entonces, a la nueva administración, revisar y exigir por qué no se pagó en tiempo y forma; debe exigirle cuentas claras y llamar a los funcionarios responsables. Así de claro. Hay fe, hay esperanza.
 

Y Para Usted También**El Presidente Andrés Manuel López Obrador estará este domingo 9 de diciembre en Tabasco, para colocar la primera piedra de la refinería que se construirá en Dos Bocas, Paraíso, notificó el presidente de la Comisión de Energía de la Cámara de Diputados Federal, Manuel Rodríguez González**Con esta acción, el Presidente López Obrador confirma que el eje principal del desarrollo de México, en el marco de la Cuarta Transformación, descansará en el sector energético, afirmó el legislador federal tabasqueño**Es una señal clara de que la estrategia de desarrollo, de cara a los próximos años, está centrada en el rescate de la soberanía energética, lo que implica la construcción de la refinería y la reconfiguración de las seis existentes, adelantó**A partir de este plan estratégico, añadió, México estaría en posibilidades de recuperar su soberanía en materia de combustibles en un plazo de tres años**hasta mañana Dios mediante.