Ni marchas ni plantones...


Pareciera que hay un interés especial en generar caos en Tabasco, generar las condiciones de inestabilidad que repercutan de manera directa en contra del gobierno del estado

*.-"Ningún reposo tuvo vuestro cuerpo, son que en todo fuimos atribulados; de fuera conflictos; y de dentro; temores..." 2ª de Corintios 7:5

Una vez más, el plantón ahora de maestros desquició la ciudad y generó un caos brutal en Villahermosa, la falta de pagó de seis quincenas a diversos maestros fue la palanca que movió que cientos de maestros dejaran las aulas para cerrar la avenida Gregorio Méndez y horas más tarde Plutarco Ruiz Cortínez, donde ya de plano generaron un caos brutal que no fue posible contener por las fuerzas de tránsito del Estado ¿De quién es la culpa? Hasta el momento nadie puede responderle al Gobernador el por qué están sucediendo estás cosas ¿De qué se trata? Tabasco merece un clima de paz y tranquilidad, un director de escuela se acercó al columnista para mostrarle que tenía seis quincenas de no recibir el pago a sus servicios prestados, que las vacaciones de Semana Mayor, no tuvo su familia ninguna oportunidad de salir y de allí el enconó, ya qué aunque trabajan, no les pagan.
 
Culpar al Secretario de Educación o al de Finanzas por los problemas económicos que atraviesa Tabasco es una salida fácil, encontrar culpables sin saber a ciencia cierta cual es la verdadera razón. Tabasco demanda paz y estabilidad, el estado de Derecho legalidad en las acciones, las demandas sin llegar a afectar los beneficios de la sociedad de poder trasladarse de un lugar a otros sin tener bloqueadas las calles; cierta es su inconformidad y nada debería de impedir que se les pague su salario que han devengado durante todo ese tiempo; Arturo Núñez requiere de la lealtad de sus servidores públicos para resolver problemas, no para crearlos. No se trata de generar una cacería de brujas, eso a los maestros, poco o nada les importa, lo realmente importantes que todos los servidores públicos cumplan con su trabajo y ellos puedan recibir el salario y devengado. Tabasco se encuentra en tiempo de un proceso electoral y pareciera que todo es armado.
 
Pareciera que hay un interés especial en generar caos en Tabasco, generar las condiciones de inestabilidad que repercutan de manera directa en contra del gobierno del estado; porque ha sido sembrada la idea que todo lo que sucede es culpa del gobierno o de quien está despachando en sus oficinas; si a todo eso se le agrega que en los últimos tiempos se han dado una serie de acontecimientos, primero los taxistas y ahora los maestros; Tabasco merece respeto de parte de todos, generar las condiciones de estabilidad, Tabasco no quiere ni marchas ni plantones...
 
EL SEPTIMO SELLO
 
"Padres y educadores debemos trabajar en conjunto para guiar adecuadamente la formación de los niños. Si bien, la instrucción que reciben en la escuela es importante, lo es más la educación que aprenden en casa, donde a través del ejemplo, adquieren hábitos y costumbres, pero sobre todo valores, que son los que marcan la diferencia en la interacción de una sociedad". Palabras vertidas por el Secretario Técnico del Ayuntamiento de Centro, Emiliano Barceló Monroy con motivo del acto cívico que se realizó en la Plaza de la Revolución. Es evidente que Barceló Monroy logró definir la línea que divide entre la escuela y la educación que se aprende en la casa familiar: hábitos, costumbres, pero sobre todo valores, es el resumen correcto; en tiempos tan complejos la familia se sustenta en las normas y principios sustentados en los valores aprendidos en el domicilio familiar, buenos hábitos y buenas costumbres...
LA SEPTIMA TROMPETA
 
El mensaje del Secretario Técnico contiene claridad, si el hombre aplica su vida al servicio de sus propios ideales, no se abaja nunca; puede exponerse a la detracción y al odio, arrostrar las pasiones de los ciegos y la oblicuidad de los serviles; pero estos tiempos complejos demandan que si la sociedad demanda cambios, Emiliano Barceló habla y habla con certeza: "Si queremos que las cosas cambien, nosotros debemos cambiar, para que, con nuestro ejemplo, los niños vayan aprendiendo la forma adecuada de hacer las cosas. De esa manera, lograremos formar hombres y mujeres de bien, en una sociedad aún mejor, que es precisamente lo que necesitamos". La niñez para seguir el derrotero de la dignidad y evitar caer en las mismas redes que dejan ver todos los días los políticos, es con el ejemplo sano de los adultos. También puede revisar esta columna en el portal http://www.elimparcialdetabasco.com/. A sus órdenes al teléfono 9932951489.