AMLO y sus cuentas alegres


Con la misma cantaleta de siempre, de que su partido Morena ganará la elección presidencial y de que en Tabasco arrasará con la gubernatura

*.- Fiel a su costumbre de manipular cifras y números cuando se avecina un proceso electoral, adelantando que nadie les arrebatará el triunfo electoral

Con la misma cantaleta de siempre, de que su partido Morena ganará la elección presidencial y de que en Tabasco arrasará con la gubernatura ya que la ganarán cuatro a uno, aunque siempre ha dicho lo mismo en otras elecciones estatales donde han terminado perdiendo, Andrés Manuel López Obrador a su paso por la entidad quiso espantar con el petate del muerto para sembrar el pánico electoral, creyendo  que los perredistas están tullidos o mancos que no darán la pele para refrendar el triunfo en el gobierno estatal, en las presidencias municipales y diputaciones que estarán en disputa.
 
Fiel a su costumbre de manipular cifras y números cuando se avecina un proceso electoral, adelantando que nadie les arrebatará el triunfo electoral, AMLO dejó brotar de su ronco pecho lo que sus seguidores en Tabasco quieren escuchar, de que aquí triunfarán, de que la gubernatura desde ahora ya lo tienen en la bolsa, pero sus palabras rayan fuera de la realidad, porque si bien le apuesta al paisanaje para quitar del gobierno al PRD, eso está por verse justo cuando falta uno año para el proceso electoral y el partido gobernante, aún no decide quién será su candidato a la gubernatura que se enfrentará al ya elegido candidato, Adán Augusto López Hernández, bajo la encubierta figura de promotor de la soberanía nacional.
 
Hay varios ejemplos de la misma postura que ha mostrado Andrés Manuel López Obrador durante los pasados procesos electorales, al mentir con suma facilidad, diciendo que su partido-Morena- y sus candidatos a los gobiernos estatales tienen de antemano el triunfo asegurado y cuando terminan perdiendo, siempre acusa de que les robaron las elecciones, de que les cometieron fraude, así tenemos que  durante el pasado proceso electoral de Veracruz donde se eligió candidato a la gubernatura, en las diferentes plazas donde AMLO realizó mítines  a favor de su candidato a ese gobierno, Cuitláhuac García Jiménez siempre expresó que este ganaría dos a uno, pero su triste realidad fue que Morena terminó perdiendo, porque el PAN en alianza con el PRD, lograron el triunfo electoral de Miguel Angel Yunes Linares, lo que desbordó sus acusaciones de que les hicieron trampa, de que la mafia se impuso en ese estado.
 
En el estado de México en donde AMLO personalmente encabezó los mítines llevando de la mano  a la candidata de Morena al gobierno estatal, Delfina Gómez, siempre sostuvo que ni el candidato del PRI, Alfredo del Mazo, ni el candidato del PRD, Juan Zepeda, estaban a la altura de la maestra y que esta se convertiría en gobernadora, el tiempo y la elección constitucional terminaron por demostrar su falsedad, de que no era cierto que la maestra Delfina tenía asegurado el triunfo electoral, que se gana con votos en las urnas no con discursos; el PRI lo hizo morder el polvo de la derrota y Andrés Manuel para justificarse acusó que “La Mafia del Poder” de haber perpetrado una elección de Estado; finalmente, lo que cuenta es el triunfo electoral obtenido en las urnas, con los votos de miles de ciudadanos y no el “ya merito”.
 
De la misma forma, durante el pasado proceso electoral extraordinario de 2015 donde se eligió al candidato a la presidencia municipal de Centro, AMLO sostuvo en varios mítines donde acompañó a Octavio Romero Oropeza, quien era el  candidato de Morena a la alcaldía, que éste se encaminaba al triunfo electoral, pero no fue así, porque Gerardo Gaudiano refrendó su triunfo electoral como candidato del PRD; la derrota encolerizó a Andrés Manuel López Obrador, quien  terminó culpando al gobernador Arturo Núñez de haber metido las manos en el proceso electoral para que perdiera el candidato de Morena. Contra el gobernador lanzó una serie de improperios por esa derrota electoral que ya se veía venir, porque designó, vía dedazo,  a un candidato impopular, que no tenía posibilidades de ganar la presidencia municipal. Cierto, hay que reconocer que la votación de Morena creció en Centro, que mandó al tercer lugar de las preferencias electorales al PRI, pero esa votación no fue suficiente para ganar la alcaldía y lo que cuenta es el triunfo.
 
Es cierto que el efecto paisanaje se dejó sentir en las elecciones constitucionales de 2006 y de 2012 cuando AMLO como candidato presidencial apareció en las boletas electorales, logrando sacar una alta votación en el estado y que hiciera que empujara con fuerza a candidatos a diputados federales, a presidentes municipales y diputados que tenían escasas posibilidades de ganar, convirtiéndolos en ganadores; al efecto paisanaje es a lo que le apuestan sus seguidores y quienes serán candidatos de Morena en las elecciones constitucionales de 2018 donde se elegirá al presidente de la República-que es el ansiado cargo que pretende Andrés Manuel-, al gobernador de Tabasco-candidatura que ya tiene amarrado Adán-, Senadores de la República, diputados federales, presidentes municipales y diputados locales, por lo que todos creen que el tepetiteco los habrá de impulsar, los habrá de convertir en triunfadores, pero muchos se equivocarán, porque hay muchos lastres en Morena, hay muchos corruptos reciclados que se fueron del PRI a ese partido con la ambición de ser nominados a un cargo de elección popular, que el pueblo los conoce,  y que por el paisanaje de AMLO creen que pueden ganar en las urnas.
 
Las declaraciones de Andrés Manuel López Obrador de que Morena y su candidato a la gubernatura, Adán Augusto López arrasarán cuatro a uno, a quien el PRD designe como su candidato a la gubernatura dista mucho de la realidad, porque en Tabasco el Sol Azteca es gobierno, porque a pesar de que se auguró una desbandada de perredistas a Morena posteriormente cuando le dieron su registro y por el peso político de AMLO, resultó un rotundo fracaso, no hubo desbandada de militantes perredistas, se fueron los que tenían que irse, pero el PRD se fortaleció con el registro de nuevos militantes, por  eso cuando se habla del efecto paisanaje, efectivamente este puede darse en torno a la candidatura presidencial de Andrés Manuel López, que es indudable que aparecerá en las boletas como candidato de Moren, pero la población que ya sabe distinguir entre uno y otro candidato, que además ha votado cruzado, bien podría votar por el candidato perredista al gobierno, siempre y cuando designen al mejor posicionado.
 
AMLO quiere espantar con el petate del muerto a como es su costumbre, todavía falta mucho por verse, como parte de ello será el desencanto que ya está generando entre los militantes fundadores de Morena, que también tienen su corazoncito y que no están siendo contemplados para un cargo de elección popular, por los arribistas que ya están a la espera de ser nombrados promotores de la soberanía nacional, nombramientos encubiertos de quienes serán designados como candidatos a presidentes municipales y diputaciones locales.
 
El PRD como gobierno no va a dejar fácilmente arrebatarse el gobierno estatal, también buscará cohesionarse y pertrecharse para dar la pelea electoral porque tiene con que hacerlo y tiene con que ganar la gubernatura, con otra ventaja sobre Morena, buscará realizar alianzas con otros partidos políticos para lanzar candidatos a los cargos de elección popular. Andrés Manuel saca cuentas alegres como es su costumbre, cree que esta vez podrá ganar la presidencia de la República y el gobierno de Tabasco sin alianzas o solo con el Partido del Trabajo que poco le aportará; ya quedó demostrado en el estado de México, donde la soberbia de AMLO no permitió que se realizara alianzas con otros partidos, lo que a la postre lo llevó a la derrota.
 
                                         OJITOS  
 Por cierto las declaraciones de Andrés Manuel López Obrador trajo reacciones, el fundador del PRD, el ex-senador de la República, Auldárico Hernández Gerónimo expresó que  en Tabasco, Morena y Andrés Manuel López Obrador, “no tiene más tela de donde cortar”, y es por esa razón que designó a Adán  Augusto López Hernández, candidato al gobierno estatal, mientras que en el Sol Azteca hay un amplio bagajes de cuadros para ir por la gubernatura.
 
"Es lo único que tiene Andrés Manuel López Obrador (de cuadro político), no tiene tela de donde cortar, ya Adán Augusto es una persona sacrosanta que ha entrado al paraíso de Andrés Manuel que todo lo purifica y así hay tantos", precisó.
 
Rechazó las afirmaciones de López Obrador en el sentido que en el Sol Azteca las candidaturas se manejan por línea, "al contrario de la línea que él trae nosotros estamos pugnando por la unidad, que como sea, pero va a ser unidad, y esto lo ha tocado un poco a él, vemos que ya se molestó, porqué se molesta si cada quien manda en su casa, en su instituto político. La molestia de López Obrador, es porque el frente amplio PAN-PRD representa el 38 por ciento de votación en el país".
 
Por su parte, el diputado local del PRD, Juan Manuel Focil Pérez, se dijo respetuoso de las declaraciones de AMLO, pero  aseguró que su partido está bien posesionado en Tabasco, por lo que si ahora fueran las elecciones estarían en la posibilidad de ganar por lo menos 14 alcaldías.
 
Fócil Pérez remarcó: "Aquí en Tabasco, el PRD va a ganar bien, aunque si hay que reconocer que como tabasqueño, si López Obrador será candidato a la presidencia,  tendrá una votación significativa, pero en la elección a diputados y presidentes municipales, será diferente porque se tendrá un voto diferenciado. Si en este momento se llevarán las elecciones, el PRD ganaría entre 12 y 14 municipios. Yo veo condiciones muy favorables. Yo siempre hablo con bases y en este momento el partido está bien posesionado".

"Lo que yo pediría a mis compañeros", expresó el legislador local, "es que haya mucha unidad. Que haya solidaridad y que se sumen todos aquellos que desean a éste gran proyecto que se tiene en el  PRD. En el PRD hay personas que si trabajamos en favor de la ciudadanía. Tenemos todo para salir adelante. El PRD está bien, necesitamos que quienes tienen una aspiración sigan en contacto permanente con la gente. Quienes aspiran deben seguir en contacto permanente con los ciudadanos" remarcó.
 
"En el PRD no requerimos de una sola persona. En el PRD hay muchas locomotoras. En otros partidos solo hay una locomotora y hay muchos vagones. Están esperando que sean arrastrados. En el PRD hay muchos liderazgos. Hay trabajo y manera de salir adelante con esos liderazgos", precisó.
 
El diputado local dijo que ve favorable las alianzas electorales con otros institutos políticos, por lo que el PRD debe buscar a todos aquellos partidos y organizaciones de la sociedad que así lo quieran. "Cada instituto político, tiene sus estrategias y actividades. En MORENA ya hubo un acuerdo de los grupos de Adán, Evaristo y May. Ya se repartieron el pastel. Cada uno de esos grupos tiene su hueso. Nosotros somos respetuosos de sus métodos en los que extrañamente todos están de acuerdo". El legislador reiteró que avala y respalda las encuestas que será el método que el PRD utilizará para la elección de sus candidatos a Los diferentes cargos de elección popular. Desde el 2006 se han realizado esos sondeos y han dado buenos resultados. "Con ese método en el PRD nos ha ido muy bien. Alternativa Democrática Nacional como corriente interna y el comité directivo nacional han hecho encuestas y nos ha ido muy bien. Se han postulado a los mejores candidatos que ahora son gobierno", remató.

OJO VISOR
Jacinto López Cruz